Educación al aire libre

educación en la naturaleza

Educación al aire libre

Muchos alumnos se aburren en la educación convencional, por eso desde siempre han surgido alternativas a esta educación como puede ser la educación al aire libre.

Pero… ¿De qué trata este tipo de educación?

¿Qué es la educación al aire libre?

Antiguamente se pensaba que la única manera de que los niños pudieran aprender era en un lugar cerrado, es decir en un aula. Ya que era ahí donde podían prestar una mayor atención y mantener puesto el foco en la pizarra y en el profesor.

Este modelo sigue existiendo e imperando en la actualidad, pero es cierto que con el paso de los años cada vez son más las escuelas que han optado por la educación al aire libre, ya que han descubierto una serie de beneficios que no se dan en la escuela tradicional.

En este tipo de educación se busca que los alumnos sean más creativos, que practiquen deporte sin darse cuenta y que puedan respirar aire puro. Tanto la naturaleza como el cuidado del medio ambiente son una parte esencial de su enseñanza.

En España ha llegado con cierto retraso, pero en países del norte de Europa existen numerosas escuelas, tanto públicas, como privadas que siguen este modelo desde hace muchos años y con un enorme éxito.

Una ventaja de la educación al aire libre es que se puede realizar en una gran variedad de espacios, como un parque, una huerta, la playa, el bosque, el patio del colegio…

Pero… ¿Pueden realmente los estudiantes aprender al aire libre?

La respuesta es ¡sí, se puede!

De hecho según diversos estudios demuestran que el aprender fuera de un aula conlleva para los menores numerosos beneficios:

– Afecta de forma positiva en su desarrollo social, físico, interpersonal y estético.

– Mejoras en cuanto a la salud general del niño.

– Aumento de la asistencia y mejora en los resultados de las pruebas o exámenes.

– Actitud más positiva hacia el aprendizaje.

– Alivio de los síntomas relacionados con el TDA y el TDAH.

Si eres nuevo en esto y quieres experimentar con la educación al aire libre, te recomendamos que antes de empezar trates de discutir una serie de normas con tus alumnos para que todo el proceso se desarrolle de forma segura, productiva y siempre divirtiéndose.

¿Cuál es la finalidad de la educación al aire libre?

El objetivo más importante de la educación al aire libre es que los menores puedan estar en pleno contacto con la naturaleza desde muy pequeños, incluso si habitualmente viven en una ciudad.

En ocasiones se piensa que este tipo de educación en la naturaleza deja de lado las asignaturas convencionales, como las matemáticas o la lengua, pero eso no es real. Lo que sí es verdad es que a lo que más importancia se le da es a que el niño desarrolle habilidades como la creatividad, la autoestima, el respeto o la protección del medio ambiente.

Pero el hecho de estar en la naturaleza no implica que afecte al aprendizaje de las materias más tradicionales, es otra forma de hacerlo al mismo tiempo que se potencia del desarrollo físico.

Actualmente se le está dando mayor valor a la educación al aire libre, sobre todo porque en el mundo en el que vivimos los niños se están convirtiendo en adictos a las pantallas, lo que hace que tengan peores y menores relaciones con otros niños de su edad. La educación al aire libre mejora las relaciones con los demás y al estar en contacto con lo natural consigue mantener a los menores alejados de las pantallas.

Algunas ideas para aprender al aire libre

La lectura

A quien le gusta la lectura le suele gustar leer en la naturaleza, a los niños les encanta leer bajo un árbol, sobre la hierba de un prado o junto a un río. Tanto la lectura como la escritura son ideales para desarrollarlas en contacto con la naturaleza.

Explorar y recolectar

La naturaleza es ideal para la exploración, para realizar todo tipo de juegos como los de orientación. En ella los alumnos podrán explorar y recolectar objetos, hojas, frutas, flores.

Traer invitados

La educación al aire libre es un perfecto espacio para traer invitados que nos puedan hablar sobre su trabajo, sus aficiones o sus experiencias como alumno de una escuela al aire libre.

Los alumnos podrán ir haciendo preguntas al invitado para crearse un sano diálogo o debate.

Supervivencia en el bosque

Estamos ante el mejor espacio para enseñar a los alumnos habilidades de supervivencia en la naturaleza, como puede ser hacer un fuego, orientación, interpretación de mapas, construcción de refugios…

Además se pueden hacer investigaciones al aire libre o hacer mapas sobre papel de la zona.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.